Momentos incómodos que todos hemos vivido gracias a Facebook

Podrá ser la red social favorita de muchos, pero a veces parece que nos odia.


Admito que cuando nació el boom de Facebook yo estaba renuente, ya que pensaba que a diferencia de MySpace, Facebook sería una moda pasajera y ya.

Obviamente todos sabemos cómo terminó esa historia y yo, al igual que muchos, terminé adicta a Facebook.

Vídeos chistosos, memes, reflexiones, peleas, Facebook reúne a tu propia comunidad activa al alcance de un click.

El problema de Facebook (y de casi cualquier Red Social) es que a veces las personas vivimos más en el mundo virtual que en el mundo real, ignorando que nuestras acciones quedan “guardadas” por el resto de nuestras vidas en la Internet. Y cómo no todo es bueno, estos son los momentos incómodos que seguro Facebook te ha hecho pasar alguna vez:

Ex novio creepy

Terminaste con “el amor de tu vida en turno” y obviamente borraste todas las fotos que tenías con él. Pero olvidaste borrar los comentarios y conversaciones que hacía en tus fotos y publicaciones así que “el amor de tu vida actual” las lee cuando te stalkea y se da cuenta que no eres nada original.

Facebook incomodo

Gif: Giphy

Actualizaciones de estado imprudentes

Si eres de los que disfruta hacer su vida pública, quizás has subido fotos de tus borracheras, fumando ganja o pensamientos lujuriosos ¿El problema? Se te olvida que tienes hasta a tu abuelita en Facebook y se arma el escándalo.

Facebook incomodo

Gif: Giphy

Facebook te recuerda que eres un falso

Los seres humanos somos seres evolutivos, así que seguramente ahora eres muy interesante y sólo compartes con tus seguidores música de este tipo:

(Que ojo, es genial)

Pero hace nueve años compartías esto:

(Y la función de “un día como hoy” está de testigo).

Actualmente, en muchos trabajos revisan tus redes sociales antes de contratarte

No sé muy bien por qué lo hacen, pero incluso he sido testigo de cómo los de Recursos Humanos le dan una “chequeadita” por encima al perfil de los nuevos candidatos en sus Redes Sociales. Sea como sea es incómodo, porque puede que vean que eres un sinvergüenza sin oficio o que eres un creepy que “no existe” al tenerlo todo privado.

Facebook incomodo

Gif: Giphy

A Facebook le gusta ser chismoso

Y usa unos algoritmos diseñados por el diablo. Es muy probable que un día estés revisando tus actualizaciones y consigas una imagen de éste tipo:

¿El problema? más arriba te indica que a tu hermanita “le gustó eso”.

Entre el cielo y el Facebook no hay nada oculto

Y éste es es uno de los mandamientos de cualquier mujer celosa: “¿Por qué demonios esa tipa te comentó eso?” “¿Por qué carajos le das “me gusta” a sus fotos, te gusta o qué?” Y así casi siempre terminas en el agujero negro de una discusión sin fin.

A la gente le crecen las bolas detrás de una computadora

Y usan el Facebook como escudo. Seguro vas y compartes una publicación que te ha parecido chistosa pero a algún arenoso le ha parecido racista y comienza a reclamarte en los comentarios. Lo mejor es no guindarse con este tipo de personas, pero seguro más de una vez te has involucrado en éste tipo de peleas ¿Lo bueno? Tu mamá le puede dar “me gusta” a tus comentarios y así te sientes apoyado.

Tu mamá es fanática de Facebook

Así que te comenta absolutamente todo, incluso los estados en los que te la quieres dar de filósofo presumiendo tu intelectualidad; esto no es necesariamente malo, el problema es que a veces tu mamá de desubicada y comenta “¿Te guardo pollo para la cena?” arruinando inmediatamente tu tan elaborado estado.

Si te gustó, ¡agradeceremos que lo compartas!

Más artículos sorprendentes: